AVANZAN A BUEN RITMO LAS OBRAS PARA QUE LOS TOROS VUELVAN A CALASPARRA EL 30 DE JULIO

La manida expresión “Calasparra huele a toro” refleja como ninguna lo que se está viviendo en la localidad en los últimos días.

Los muchos vecinos que entran y salen del municipio por la carretera que conduce al Santuario de la Esperanza, pueden ver el avance de las obras de acondicionamiento para la instalación de la plaza provisional que albergará los festejos taurinos de la temporada 2022.

Para poder recuperar las fiestas y con ellas todo lo que supone para la cultura y economía local, el consistorio calasparreño está trabajando con el objetivo de que el escenario reúna todos los requisitos de seguridad, accesibilidad y comodidad. Según ha podido saber este medio, el callejón y los burladeros se pretende que sean de madera, evitando el efecto “chapa” de las plazas de este tipo. Los corrales reunirán todos los requisitos para albergar las reses desde que entren tras el encierro, hasta la celebración del festejo. Igualmente se instalará una “carpa” para conseguir la sombra necesaria y unos aspersores de agua pulverizada. La plaza contará con una capacidad para albergar 2.500 espectadores, accesos para personas con movilidad reducida y numerosas zonas de entrada/salida y de servicios.

El primer festejo que se celebre en el nuevo emplazamiento será el 30 de julio, Día de los Santos Patronos -Abdón y Senén-, compareciendo el rejoneador Andy Cartagena y los matadores “El Fandi” y el calasparreño Filiberto. Al atractivo de la terna se une el del ganado, compitiendo en la modalidad de concurso los toros para la lidia a pie de Albarreal, Espartaco, Fuente Ymbro y Pallarés.

Aunque la fecha tentativa inicialmente prevista era el 11 de junio, podemos avanzar que será finalmente será el domingo 31 de julio cuando se celebre la novillada sin picadores “Trofeo Espiga de Plata”, cuyo cartel será anunciado en los próximos días.

Durante el mes de agosto la instalación completa permanecerá para acoger otro tipo de espectáculos culturales hasta que el sábado día 3 de septiembre los novillos de Barcial inauguren la feria de novilladas. A continuación, y sucesivamente hasta el día 8, como se anunció en la presentación de la temporada taurina, correrán por la mañana las calles de Calasparra para ser lidiados por la tarde, novillos de las ganaderías de Miura, Saltillo, El Pincha, Prieto de la Cal y Fuente Ymbro.

El Ayuntamiento de Calasparra pretende que este año 2022 sea una temporada puente hacia una nueva Plaza de Toros Multiusos que albergue los festejos taurinos en 2023, además de otros espectáculos y actos culturales durante el año. Según ha podido confirmar El Muletazo, el consistorio no ceja en su empeño de llegar a un acuerdo con la familia propietaria de la plaza de toros de “La Caverina” para poder remodelar, reformar y ampliar el uso del más que centenario coso, convirtiendo en un parque permanente la inversión acometida este año. De no ser posible el acuerdo, el emplazamiento elegido este año puede ser el germen de esa nueva instalación para el pueblo de Calasparra.

Pedro M. Mellinas @PedroMMellinas

Noticias relacionadas:

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: