“RAFAELILLO” NO TOREARÁ EN ANDALUCÍA SI SU JUNTA NO MANTIENE A LOS PROFESIONALES TAURINOS AL COMPLETO EN LOS FESTEJOS TAURINOS

La Junta de Andalucía tiene previsto aprobar en Consejo de Gobierno una resolución para facilitar la celebración de espectáculos taurinos en Andalucía en el marco de las restricciones impuestas por el COVID-19 abaratando los costes de los festejos que se organicen en plazas de segunda y tercera categoría.

Esa reducción de costes sería solo temporal y tendría vigencia hasta que permanezcan las limitaciones de aforo en las plazas de toros impuestas por las crisis sanitaria del coronavirus no permitan la presencia de al menos el 70 % de público.

La intención de este normativa pasa por reducir los costes de los festejos que se organicen en plazas de segunda y tercera en relación a las cuadrillas, de forma que solo sea necesario un veterinario y las cuadrillas podrán conformarse con un único picador, dos banderilleros y un mozo de espadas. Además el decreto también tendría la novedad de que se permitiría que únicamente se les colocaran dos pares de banderillas a las reses lidiadas en los festejos, regularía que en las corridas de toros o novilladas con picadores donde se vayan a lidiar seis reses, el número de caballos a presentar por la empresa organizadora sería de tres, eliminaría la obligación de contar con banderillas negras y se contaría con sólo cinco puyas precintadas reglamentariamente.

Ante esta propuesta del Gobierno Andaluz, los profesionales taurinos se han puesto en pie de guerra. La propuesta de reducir el número de efectivos en una cuadrilla no ha gustado. Todas las asociaciones de picadores, banderilleros y mozos de espadas han puesto el grito en el cielo ante una norma, que consideran que agravaría la grave situación por la que pasan muchos de ellos, además sostienen que la reducción de miembros de la cuadrilla tendría un efecto negativo en la calidad de la lidia.

Los profesionales taurinos piden que se elimine ese punto del borrador, en el que se echa de menos que no se hable de una reducción de impuestos a los organizadores de festejos taurinos, como las tasas de veterinarios, el IVA, la Seguridad Social y permisos para su organización, que provocarían la reducción del precio del coste de las entradas para los espectadores.

En este sentido, matadores de toros como Rafael Rubio “Rafaelillo” y Cayetano han expresado que no actuaran en ningún festejo en el que se recorten puestos de trabajo de profesionales taurinos.

El torero de Murcia ha presumido de cuadrilla en redes sociales, mostrando así su firme apoyo a los profesionales del toro en esta reivindicación a la Junta de Andalucía.EYusdmbWoAEoPRa

El pasado martes entrevistamos al subalterno murciano Antonio López “El Charra” que actúa como fijo en las cuadrillas de Antonio Puerta y el novillero Fran Ferrer, pero también lo hace esporádicamente en filas de toreros importantes como Paco Ureña. “El Charra”, a nuestra pregunta sobre la reducción de profesionales taurinos en los festejos nos comentó: “No tiene sentido. La fiesta de los toros debe de ser como siempre ha sido. Íntegra en todas sus funciones. La lidia de un toro no es un juego y hay situaciones de peligro en la que cada profesional tiene su función y su lugar a favor del matador. Pienso que deben de haber otras soluciones y ésta para nada es la correcta”.

@elmuletazo