RECITAL DE TOREO EN LA FIESTA CAMPERA DEL CLUB TAURINO DE TORRE PACHECO

El Club Taurino de Torre Pacheco celebró con gran éxito el sábado, 7 de marzo, su II Fiesta Campera.

Más de 500 personas se dieron cita en la Finca Casa Grande de El Jimenado para disfrutar del rico programa que el Club Taurino de Torre Pacheco les tenía preparado. Una jornada donde los asistentes pudieron aprender a torear de salón, ver como se vestía un caballo de picar de la cuadra de “El Pimpi” de Albacete y degustar ricas viandas antes de disfrutar del plato fuerte de la jornada.IMG-20200307-WA0027

Javier Conde, Curro Díaz y novillero Víctor Acebo hicieron disfrutar a los asistentes en la lidia de 4 toros de Sancho Dávila. Un recital de toreo que muchos no olvidarán, ya que el torero de Linares y el novillero pachequero dieron una excelente dimensión delante de los astados jienenses.

Javier Conde, que estuvo desconfiado con el toro que lidió en primer lugar, también se unió a la fiesta en el último animal, que regaló el Club de Torre Pacheco para que se quitara la espinita y que terminaron toreando entre los tres espadas de la tarde.IMG-20200307-WA0018IMG-20200307-WA0048IMG-20200307-WA0049

Curro Díaz estuvo sublime. Bordó el toreo en una trasteo lleno de detalles caros, de distinción, gusto y una más que contrastada personalidad. Esta temporada la inicia con dos compromisos de altura, frente a los Victorinos, en Jaén y Sevilla. Habrá que seguirlo.IMG-20200307-WA0016IMG-20200307-WA0022IMG-20200307-WA0020IMG-20200307-WA0025

Víctor Acebo dejo un gran sabor de boca ante sus paisanos. En una temporada clave, donde tendrá que buscar su debut con caballos, el de la escuela de Almería cuajó todo un faenón a un excelente animal de Sancho Dávila, de nombre “Letrero”, que fue a más y que el ganadero se llevó otra vez a Puerto Laca, su finca en Jaén, para padrear.IMG-20200307-WA0023IMG-20200307-WA0034IMG-20200307-WA0040IMG-20200307-WA0039IMG-20200307-WA0051IMG-20200307-WA0031IMG-20200307-WA0029

Cuando todo estaba ya para echar el cierre a la jornada, a Curro Díaz se le ocurrió salir a torear en el cuarto novillo que Conde lidiaba, y el de Linares dibujó con el pincel de su muleta diez naturales, dos trincherillas y un pase de pecho donde el tiempo se paró. El día, solo por eso, mereció la pena.IMG-20200307-WA0044

Fran Pérez @frantrapiotoros

Fuente: Club Taurino de Torre Pacheco

Fotos: Pepe Vera y CTL Torre Pacheco