JOSÉ MARÍA TRIGUEROS TRIUNFA A LO GRANDE EN BLANCA Y ENTRA EN LA FINAL DEL I CERTAMEN DE NOVILLADAS JUNTO A MANUEL PERERA

La plaza de toros de Blanca acogió este domingo 15 de agosto la segunda novillada del “I certamen de Novilladas” que este año se está desarrollando en su tradicional feria taurina de San Roque. Tras el triunfo en el día de ayer de Manuel Perera, los novilleros Manolo Vázquez y el murciano José María Trigueros rivalizaron ante los novillos de Juan Pedro Domecq en busca de ocupar el puesto en la gran final de mañana lunes y batirse el cobre con el extremeño Perera.

Manolo Vázquez abrió la tarde con un animal que se dejó la poca bravura que tenía en el caballo. Excesivamente castigado en varas, el animal se defendió y nunca se empleó en las telas que le ofreció el sevillano. Siempre con la cara alta y sin emplearse, Vázquez porfió con el cómo pudo. Tras un pinchazo y un bajonazo, novillo y novillero fueron silenciados.

José María Trigueros se entregó desde el principio y consiguió meterse al respetable en el bolsillo contagiándolo de su ambición por llegar a ser alguien en la profesión. Se fue a porta gayola para el recibir al animal para seguir con tres faroles de rodillas que encendieron aún más la tórrida tarde. Variado y lúcido con el capote, el de Javalí Nuevo expuso mucho con la muleta, pisando terrenos comprometidos, donde incluso se llevó una voltereta, que afortunadamente solo quedó en un palizón y en un susto brutal para los presentes al creer que el novillero había perdido el conocimiento. Se repuso, tiró de agallas y se subió literalmente encima de su oponente. Mató con eficacia y paseó una oreja ganada a ley. Javalí Nuevo tiene un torero.

Para ser novillero las ganas tienen que desbordarte el cuerpo, pero el río de ganas de Manolo Vázquez estaba seco. Apático y poco resolutivo no ofreció en la plaza ningún motivo por el cual merecía estar anunciado en el cartel de este domingo. A buen seguro no sería su día, porque sigue por ese camino, no se le augura mucho futuro en la profesión. Escuchó silencio tras un aviso después de despachar al segundo de su lote.

Lo anecdótico de la tarde fue ver como en cuarto lugar salía el sobrero en lugar del animal reseñado para cerrar el festejo. Tras solventar el petardo, salió el animal correcto para que de nuevo José María Trigueros apretara los dientes y dijera con su disposición eso de ¡Quiero ser torero!

El murciano volvió a estar notable con el capote, ofreciendo un fácil manejo y variados lances que gustaron mucho al público. Con las lógicas carencias del que lleva a penas tres novilladas con picadores toreadas, Trigueros siempre quiso hacer las cosas bien, toreando con verdad por ambos pitones, rematando las tandas con excelentes pases de pecho. Combinó valor y verdad y ese cóctel solo trae grandes cosas. Se tiró a matar o morir recetando una estocada arriba que acabó con la res. El triunfo estaba en su mano.  

Ficha:

Plaza de Toros de Blanca (Murcia) Domingo 15 de Agosto de 2021. 2ª de la feria de San Roque.

Novillos de Juan Pedro Domecq.

Manolo Vázquez: Silencio y Silencio tras aviso.

José María Trigueros: Oreja y Dos Orejas.

Entrada: Un tercio en tarde calurosísima.

Incidencias: En cuarto lugar salió por equivocación el sobrero reseñado y el festejo amplió su duración hasta que no consiguieron solventar el error de los encargados del camión.

El jurado decidió que José María Trigueros pase a la final de mañana lunes. Jurado: Oscar Victorio Puche, presidente de la Asociación Taurina ‘Peña Manolete’; José Antonio Cano, Presidente Del Círculo Taurino De Blanca; Vicente Candel Cano, concejal de festejos del Ayuntamiento de Blanca; y Fidel Molina, aficionado local.

Por Antonio José Candel

Fotos: SACRIS para elmuletazo.com