LOS TOROS A REFERÉNDUM EN MULA

El alcalde de Mula, Juan Jesús Moreno, realizará un referéndum, enmascarado en un proceso de participación ciudadana no vinculante, en el que preguntará a los vecinos del término municipal de esta localidad murciana si quieren o no quieren tener festejos taurinos en sus fiestas patronales de septiembre.

1
Alcalde de Mula, Juan Jesús Moreno

Para ello, el 21 de Julio, de 9 a 14 horas, el equipo de gobierno socialista liderado por Moreno pondrá a disposición de los ciudadanos urnas en diferentes puntos de Mula donde los empadronados podrán contestar “Si” o “No” a la contratación de espectáculos taurinos.

El resultado final se dará a conocer al día siguiente, 22 de Julio, donde a partir de las nueve y cuarto de la mañana se realizará el escrutinio público.

paseillo
El último festejo celebrado en Mula, en 2017, registró una excelente entrada

Se da la circunstancia que este tipo de consulta popular que propone el consistorio muleño ya fue paralizada en marzo de 2017 por el consejo de ministros que entonces presidía Mariano Rajoy. En aquella ocasión los Ayuntamientos de San Sebastián en el País Vasco y Ciempozuelos en Madrid vieron como su consulta ilegal no pudo celebrarse. Decisión que más tarde avalaría el Tribunal Supremo que dio la razón al consejo de ministros ante los recursos presentados por estos Ayuntamientos sobre la decisión ministerial.

La sentencia, de la Sección Quinta de la Sala de lo Contencioso-Administrativo y fechada el pasado 7 de marzo de 2019, rechazaba el recurso presentado por los Ayuntamientos y le imponía el pago de las costas judiciales por valor de 4.000 euros.

Los magistrados de este alto tribunal remarcaron en su sentencia que la legislación española impone a los poderes públicos el deber de garantizar la tauromaquia y promover su enriquecimiento. Una norma que sale de la ley de 2013 para la regulación de la tauromaquia como patrimonio cultural y la ley de 2015 para la salvaguardia del patrimonio cultural inmaterial.

El Tribunal Supremo apostilló en este caso que “La Ley no da libertad a las Administraciones Públicas para promover o no la conservación de la tauromaquia o promover o no su enriquecimiento, sino que impone una obligación positiva en tal sentido”

Además el Supremo añadió que organizar una consulta que ponga en riesgo la celebración de festejos taurinos supone vulnerar la normativa “Sin perjuicio de la libertad de la corporación municipal a la hora de aprobar un presupuesto o destinar unas partidas a una finalidad concreta, lo que no es admisible es intentar vía consulta popular acordar una determinada actuación que no responde a la finalidad que persigue la ley en materia de protección de bienes de interés cultural, que como decimos excede del ámbito estrictamente municipal”

Esta consulta de Mula, además de saltarse a la torera la regulación de la tauromaquia nacional también choca con la regional, ya que en el año 2011 el Consejo de Gobierno de la Comunidad Autónoma de Murcia declaró a la Fiesta de los Toros como Bien de Interés Cultural inmaterial, convirtiéndose, de esta forma, en la primera Comunidad Autónoma en declarar las corridas de toros BIC.

Esta declaración BIC señala que la Fiesta de los Toros cumple con el concepto de patrimonio inmaterial, ya que los usos, representaciones, conocimientos y técnicas promueven el respeto por la diversidad cultural y creatividad humana.

20190712_005927
Bando del Ayuntamiento de Mula

#MurciaesTaurina

Fran Pérez @frantrapiotoros