BILBAO SIN MURCIANOS, SIN NOVILLEROS Y SIN VENTURA…

_ARJ4250La Junta Administrativa de la plaza de toros de Bilbao no quiere a los murcianos. Así lo reflejan los carteles de la Semana Grande de 2018 donde no aparece ninguno de nuestros toreros en activo. Al igual que como sucediera en la pasada feria de abril de Sevilla, otra de las ferias más importantes de la temporada no cuenta con dos toreros de nuestra tierra que han dado el do de pecho en la plaza de toros de Vistalegre. Por tanto, si los organizadores de la feria no cuentan ni con Rafael Rubio “Rafaelillo” ni con Paco Ureña, tampoco esperaran este año a ese regimiento de aficionados de la Región que deciden reservar hoteles, comprar entradas y pasar un tiempo de sus vacaciones estivales en Euskadi.

Lo de la feria de Bilbao es grave. Además de no contar con los toreros que se lo han ganado el ruedo, tampoco cuentan con el torero triunfador de la feria de San Isidro, Alejandro Talavante, porque lo ha dejado con el jefazo Matilla, ni con toreros de la talla de Javier Cortés. Lo que es peor, y da cuenta de cómo el sector pone barreras a los que molestan, es la ausencia por enésimo año consecutivo de Diego Ventura. Lo que debería haber sido un mano a mano con Hermoso de Mendoza se ha convertido en una puesta de largo del hijo del navarro, que con todos nuestros respetos, debería empezar desde abajo y no con el camino tan llano, por el bien de su carrera. El futuro tampoco importa en Bilbao, ya que una feria de esta categoría sin una novillada en matar las ilusiones y el escaparate para los que están empezando. Todo un despropósito de la Junta Administrativa que parece haberse embarcado en recoger lo que queda que en cosechar para seguir recogiendo.

En los carteles aparecen nombres sin motivo alguno para estar anunciados. Su inclusión obedece únicamente a que los toreros están apoderados por gente con influencias en el sector. Da igual que en otras ferias otros hayan pasado por encima de ellos, si el torero va con buen patrón, el barco sigue navegando, aunque el rastro del enchufismo se vea como el chapapote del Prestige. No todo van a ser debes, en su haber está contar con toreros como Fortes, Álvaro Lorenzo, Román, Gonzalo Caballero, Octavio Chacón o Pepe Moral.5633_paco_urena_en_bilbao

Que no esté Paco Ureña da que pensar. A pesar de ser uno de los toreros destacados de San Isidro y estar en boca de todos por su meritísima faena al encastado segundo toro de la corrida de Victorino Martín, el lorquino se queda fuera porque sus anteriores apoderados estaban deseando tener una excusa para dejarlo fuera del serial vasco. De nada cuenta que en 2014 diera una gran tarde ante toros de Alcurrucén y que la espada le redijera el premio a una ovación unánime.  Tampoco que el 2015 cortará dos orejas, una a cada toro de Victorino Martín que le correspondió en suerte. Ni que en 2016 se las viera en un mano a mano con Victorinos salvándole los muebles a la empresa.urec3b1a-3

Ni mucho menos, que el año pasado cortara otra oreja a un toro de Victorino Martín. Para los Chopera, es mejor poner a Luis David Adame, que si no Bailleres se enfada. Cosas que dan asco de este mundo del toro.

Bilbao_29_08_201018A “Rafaelillo” le llevan prometiendo estar en Bilbao desde que franco tocaba la corneta. Y siempre, cuando salen los carteles, esas promesas se esfuman. Desde 2015 que sustituyó a Antonio Ferrera en la corrida de Victorino, el murciano no pisa el negro albero de Vistalegre.rafaelillo bilbao II

Y es que en cada actuación siempre ha salido reforzado con titulares que merecen una repetición. “Titánico”, “Un torero Enorme” o “Nos salva”. Y todo frente a ejemplares de José Escolar, de Miura, de Victorino, del Marqués de Domecq. Titulares que le han servido para ver la feria por televisión.

Fran Pérez @frantrapiotoros