PACO UREÑA: “HAY GANAS DE EMPEZAR, PERO LO PRIMERO ES LA SALUD”

La temporada taurina 2020 estrenaba en Valencia una nueva figura del toreo. Tras un 2019 repleto de éxitos, llegando a la cumbre de la plaza de toros de Las Ventas de Madrid y consagrándose haciendo historia en Bilbao, la atracción de Paco Ureña, situado en los carteles de relumbrón de las ferias taurinas, era muy grande entre los aficionados.

Que el de Lorca es un grandísimo torero es algo que no lo duda nadie, pero había expectación en ver cómo le sentaría a su carrera el cambio de apoderado (ahora con José María Garzón tras dejar a Simón Casas) y cuál sería la actitud del torero en la plaza en esta nueva etapa.

El estreno tendrá que esperar por la crisis del coronavirus, pero la expectación se agiganta.

El lorquino se ha preparado a conciencia este invierno para seguir dándoles alegrías a todos los aficionados. Valencia era clave: “Es una situación dura porque hay ganas de empezar, pero lo primero es la salud, las personas. Había que parar. No se podía hacer otra cosa. Creo que el mundo del toro está dando un gran ejemplo”

Con Valencia y Castellón a la espera de nuevas fechas, una vez se pase la crisis del virus, y fuera de la feria de Sevilla, la feria de San Isidro y su plaza de Las Ventas podría acoger el primer festejo de Ureña esta temporada, todo dependerá de la colaboración de todos y de seguir estrictamente las recomendaciones para la contención del COVID-19: “Ojalá pueda ser en Madrid, donde voy a tener tres tardes muy bonitas asumiendo mucha responsabilidad en una plaza que me lo ha dado todo. Que esto del virus se corte pronto”

Paco es uno de los toreros que más está colaborando para que todo el mundo tenga conciencia de que hay que hacer caso a las indicaciones del personal sanitario para atajar esta crisis vírica. En las redes sociales se ha unido a la campaña #Yomequedoencasa

Ureña nos va a dar grandes tardes, su entrenamiento es intenso, sus ganas infinitas, tantas como las que tenemos de volver a verlo torear de manera sublime en las plazas.

Si estás en casa, como debe ser, te dejamos uno de los instantes más bonitos de la pasada temporada. Ocurrió en Madrid un 15 de junio. Un murciano volvía a pegarle un empujón a la puerta grande que mira a la gloria, tras anular a Roca Rey en un quite, y torear como mandan los cánones a “Empanado” de Victoriano del Río. Alegría desbordada, promesas cumplidas, abrazos que nunca se debieron romper. Lo que puede hacer este torero. Lo grande que puede ser la tauromaquia.

Fran Pérez @frantrapiotoros

Vídeo: Movistar