ANTONIO JOSÉ LÓPEZ “EL RUBIO”: “NO DEJO DE SER TORERO, ME MORIRÉ SIÉNDOLO”

En 1997, a las puertas de la escuela taurina de Hellín, llegaba un crío dispuesto a ser torero. La tierra que había visto nacer a Pedro Barrera, había parido unos años antes una esperanza rubia de ojos azules con el veneno del toro dentro, y buscaba su sitio en un mundo difícil, duro, donde las satisfacciones se luchan, se pagan, a veces con sangre, otras veces con injusticias, pero con la gloria valiente de pasarse por la faja los pitones del bicho negro y vivir el reconocimiento de los públicos.Tentadero Jmnez Pasquau 18-02-2012 357

No sé si los sueños de aquel niño que no levantaba un palmo se habrán cumplido a la totalidad, lo que si se es que ese niño se hizo torero, que su carrera ha sido muy digna y que ha sufrido ese injusto banquillo, que hace que los toreros se busquen otra vía para dar de comer a los suyos. Si los empresarios fueras vehículos, Antonio José López “El Rubio” los multaría por aparcar en vados carreras que debieron seguir circulando. Con el uniforme de policía, este caravaqueño siguió entrenando como torero. Nunca dejó de serlo. Y ahora que le llega la oportunidad de volver a ponerse el traje de luces, el mismo día que tomó la alternativa en 2003, en la misma plaza, su Cehegín adoptiva, saca un muletazo de sincera honestidad. Y por bajo, consciente de que su futuro está en otro lado, da un natural de frente y dice que se va.

Hablo con “El Rubio de Caravaca” unos días antes de su despedida. Una despedida con sabor a retorno. En su actitud y preparación hay metido un novillero sin picadores, en sus ojos corre la emoción del que mira atrás y recuerda lo vivido.

¿Pensabas que después de tanto tiempo te llegaría esta oportunidad?

–  En el toreo todo es impredecible, nunca se sabe si todos tus sueños se van a cumplir. Y el soñar con una despedida así es algo que muchos no consiguen. Y yo lo he logrado gracias a la constancia y al sacrificio de llevar 22 años en activo.  Si me hubiera aburrido antes, esto nunca se habría hecho realidad.

Y una vez con la oportunidad en el esportón ¿Por qué decides marcharte?

Precisamente por eso, porque lo más bonito que le puede pasar a un torero es decidir marcharte cuando tú quieras y además hacerlo vestido de torero.  No hacerlo en soledad o en silencio, o en el peor de los casos, cuando el toreo te eche.

¿Cuál fue la señal para tomar esta decisión?

No existen señales que te digan cuando marcharte, porque uno no deja de ser torero, me moriré siéndolo. Simplemente existen motivos, y esos motivos son la ilusión por luchar por algo que dependes de otras circunstancias ajenas a ti. Y como dice el refrán “sin esperar nada de nadie, se vive mejor”rubio_4

¿Alguien ha intentado convencerte de que sigas?

Me han llegado a preguntar que si el día de las despedida hiciera una faena soñada y al terminar me pusieran veinte contratos en una mesa, ¿que qué haría? Y les he contestado que los rompería y les diría que porque no les pusieron hace diez años antes. Y lo haría con una sonrisa de oreja a oreja.

Te vas el mismo día que tomaste la alternativa, 14 de septiembre, en la misma plaza.  La primera comunión con César Rincón y Pepín Liría, la despedida con Antonio Puerta y David Fernández. Tarde de sentimientos y emoción…..

Así es, el destino ha hecho que todo se alinee para que mi despedida se haga en la misma plaza, el mismo día, a la misma hora, con el mismo empresario y junto a dos amigos y compañeros. Justo 16 años después del día de mi alternativa con esos dos figurones del toreo como son el maestro Rincón y el maestro Liria.FB_IMG_1568188881393

¿Consigues dormir bien estos días? ¿Qué sale en tus sueños?

Estoy durmiendo fatal. Y estoy atacado de nervios.  Pero también me invade una ilusión enorme por volver a sentir esa sensación que a los toreros nos hace sentirnos vivos.

¿Tienes miedo al fracaso?

Que va, para mí esta última tarde es la única vez que me siento triunfador sin haber toreado aún. Por dos motivos, por haber conseguido durante 22 años el reconocimiento de los profesionales y del público dentro de la plaza. Y Segundo, por haber conseguido tener la constancia y el sacrificio fuera de la plaza para aguantar hasta llegar aquí.

¿Cómo te has preparado para esta cita tan especial?

Llevo preparándome toda mi vida de la misma manera, aun cuando no tenía ninguna fecha, ni nadie se acordaba de mí. Si no hubiera sido así, esta oportunidad nunca me hubiera llegado. Porque para enfrentarte al toro debes estar dentro de la profesión en cuerpo y mente.

¿Te gustaría seguir vinculado al mundo del toro?

Sinceramente no, gracias a Dios mi vida no depende del toro ni lo necesito para vivir. Pero sí que seguiré pendiente de él, valorando y respetando la profesión como he hecho toda mi vida.

¿Y si tu hijo de dice “papá quiero ser torero”?

Si mi hijo me dijese de ser torero, me daría un disgusto, porque esta profesión tiene una dureza tan extrema que a veces el sufrimiento supera al sacrificio. Ya que ser torero no depende solo de tu espada y tu muleta. Pero si el destino me pone en esa tesitura pues me embarcaré en ella y en el fondo me sentiría feliz.2

¿Te vas satisfecho o se te queda algo dentro?

Me voy feliz, la satisfacción es algo que nunca se consigue, porque la ambición siempre te deja vacíos.  Pero me siento el hombre más feliz del mundo por haber llegado a conseguir en la profesión tener mi alma en calma. Y haber podido cerrar mi carrera con este broche final.

Y si más adelante te ofrecen reaparecer ¿Lo aceptarías?

No, lo tengo clarísimo. En la vida las decisiones están para afrontarlas, hay que seguir el camino y no se debe mirar atrás.

¿Qué le dirías a la afición para que te acompañara el sábado en Cehegín?

Les diría que gracias. No por acompañarme en este día. Sino que gracias, por estos maravillosos años que siempre han estado ahí.

Gracias Antonio José por atender a elmuletazo.com

Suerte en tu última tarde y en la vida.

Fran Pérez @frantrapiotoros