PALADINES DE LA TRANSPARENCIA, CATETOS DEL PROGRESO por Fran Pérez

Si el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Mula, encabezado por su alcalde Juan Jesús Moreno, no quería toros en sus fiestas patronales de septiembre se podía haber evitado el tremendo paripé de hacer una consulta al pueblo un domingo de una mañana de verano donde la gente piensa más en el sofá, en la piscina y en el arroz, que en ir a echar un papelito a la urna. Era tan fácil como decirle ¡no! al hipotético empresario interesado en dar toros en el pueblo, como ya hicieron el año pasado. Pero aquí había amplia dosis de postureo. Iban de paladines de la transparencia y han quedado como catetos del progreso. 143 personas han dicho que no, de un censo de 16.790. Vender ese resultado es quedar como el que vendió el coche para comprar gasolina. Tremendo ridículo. Un ridículo que obliga ahora al alcalde a preguntar sobre otros aspectos de su municipio como el sueldo que cobran sus regidores o si se quiere que se celebre la noche de los tambores el próximo martes santo a las 12 de la noche, porque hay grupos de animalistas que desaconsejan esto, ya que el ruido crea estrés a las mascotas.

mula
En el último festejo celebrado en Mula había más gente que la que participó en la consulta del pasado domingo sobre los festejos taurinos

Antes de hacer el panoli con la consulta sobre los festejos taurinos, en Mula se deberían haber percatado de que hay muchas maneras de contestar negativamente a los empresarios que les piden a los ayuntamientos una partida económica para dar toros. Los consistorios están en su derecho de negar ese dinero a los promotores de festejos taurinos, pero no de negarles la posibilidad de dar el festejo si el presupuesto es privado. Hay ayuntamientos de la Región, de todos los signos políticos, que también velan su respuesta negativa a los empresarios que les dicen que quieren dar toros a cambio de una subvención. “Te pongo la banda de música y el terreno para instalar la plaza de toros portátil si fuese necesario, lo demás corre por tu cuenta” De esa manera muchos empresarios desisten de dar festejos ahuyentados por la más que probable ruina. De hecho, ya quedan pocos valientes que van a pulmón.

Y es que la fiesta de los toros no se la va a cargar ningún alcalde. Los costes e impuestos que arroja la organización de un festejo de poco nivel con toreros del grupo C en una plaza de toros portátil dan pavor, más que cualquier bastón de mando con ganas de protagonismo:

Matadores de toros (9052 cada actuante)….. 27156 euros

Cuadrilla (4665 euros cada actuante)………13995 euros

Gastos generales (2719 euros cada actuante)……….8157 euros

Honorarios (1668 euros cada actuante)…………5004 euros

Seguridad Social………………………8000 euros

Gastos de Mayoral……………600 euros

Porteros………………………………460 euros

Seguro Suspensión…………………1000 euros

Seguro de Responsabilidad Civil……100 euros

Parada de Bueyes…………………………500 euros

Veterinarios…………………1400 euros aprox.

Médicos……………………1000 euros

Cartelería…………………1500 euros aprox. (imprenta y pegada)

Alquiler plaza de toros portátil…………3000 euros

Cuadra de picar………………800 euros

Mulillas……………………200 euros

Gestoría de permisos………… 600 euros

Tasas de permisos………………60 euros

Transporte…………… 600 euros

Quirófano…… 600 euros

Corrida de toros (varían mucho)…………. 20000 euros

GASTOS TOTALES……………67.576 euros.

Con estas cifras es imposible dar una corrida de toros. Ni es Mula ni el Bollullos del Condado. Para que los números cuadraran tendrían que ir a la plaza de toros portátil 3379 personas que pagarían una entrada mínima de 20€.

El coste de una novillada con picadores se iría a 41.843 euros, algo inviable y toda una losa pesada para el futuro de la fiesta de los toros.555129_1

Por tanto, como ustedes pueden comprobar, el alcalde Juan Jesús Moreno le podría haber dedicado estos días más tiempo a cosas que verdaderamente si beneficien a sus paisanos. Mejoras de infraestructuras, comunicaciones, sanidad, educación y dejar que la cultura y su libertad campen a sus anchas por Mula.

Para acabar con la fiesta de los toros no hacen falta referéndum enmascarados. La metástasis está dentro de ella. No hay unión de los que la componen, no se levanta la voz ante tropelías como la ocurrida en Mula, no se lucha para que el espectáculo sea más viable económicamente. Nadie dice nada. Todos escondidos. La prensa taurina y los aficionados, no podemos ir solos sin el apoyo de los que verdaderamente se juegan los muslos, la vida y los cuartos en las plazas de toros. O pelean los que se van a ahogar o el agua de la indiferencia acabará con su legado.

Fran Pérez @frantrapiotoros

Fuente presupuesto: Jaime López