Decepcionante comienzo de Feria

Abrían la Feria del Arroz las santacolomeñas reses de Hoyo de la Gitana. El fiasco ganadero dio al traste con las esperanzas de la terna y del público que acudió a La Caverina.

 

Sustituía el manchego Carlos Aranda al gadinato José Ruiz Muñoz, que decidió esta semana cortar su temporada. En el cartel, hacían el paseíllo el cartagenero Raúl Sáez, tras un lustro sin enfundarse el chispeante, y un Manolo Vanegas que hace tan sólo unas horas había paseado una oreja al encierro de Los Maños en Bayona.

 

Reapareció Sáez abriendo plaza ante un novillo que permitió a Francisco Javier Elena “El Patillas” gustarse en la suerte de varas. Se desmonteró también “El Niño del Barrio” con tras dos buenos pares de banderillas. Todo un espejismo. El novillo se desplazó sin peligro ni emoción. Mostró muchas ganas el cartagenero, evidenciando también las carencias lógicas del tiempo que lleva sin torear. Dejó valentía, una estocada entera y saludó una ovación. 

 

El cuarto fue el mejor novillo de la tarde. Se gustó con él picando Juan Manuel Elena “El Patillas”. Raúl Sáez recibió con gracia en el capote al de Hoyo de La Gitana, antes de que se desmonterase con él Daniel Oliver en banderillas. Voluntarioso estuvo Sáez, llegaron al tendido las ganas que derrochó. Tras dejar una estocada de efecto fulminante le fue concedida la oreja.

 

El segundo fue un novillo mal presentado para lo que es esta Feria. Comenzó Vanegas con una tanda larga su faena por el derecho. En la izquierda le presentó más problemas, resolviendo de nuevo por la diestra con pases largos y rematados en la cadera. Se ganó al público al volver con raza al natural, sacando una buena tanda de mérito. Tras estocada, paseó oreja. Poco que destacar en el segundo de su lote, un auténtico marmolillo al que pasaportó como pudo, siendo silenciada su labor. Demostró el venezolano estar más placeado que sus compañeros de terna.

 

El tercero fue un novillo manso y con mucho peligro, pasando un verdadero trago Carlos Aranda y su cuadrilla con él. Novillero de corte clásico, al filo del tercer aviso anduvo el manchego tras el mal manejo de los aceros. El último de la tarde, fue el novillo mejor presentado del festejo, manseó como sus hermanos en todo momento echando la cara arriba. Volvió a pasarlo mal, siendo silenciada su labor tras atascarse de nuevo con el descabello.

 

FICHA DEL FESTEJO

 

Plaza de toros de Calasparra, Murcia. Primera de la Feria del Arroz. Novillada con picadores. Media plaza.

 

Seis novillos de Hoyo de la Gitana. Desigualmente presentados (muy mal el segundo), mansos y deslucidos, salvo el manejable cuarto.

 

Raúl Sáez, ovación y oreja. 

Manolo Vanegas, oreja y silencio. 

Carlos Aranda, silencio tras dos avisos y silencio tras dos aviso. 

 

Pedro M. Mellinas @PedroMMellinas

 

Fotos: José Manuel García “Raspa”

A %d blogueros les gusta esto: